Compartir

Una obra de arte se podría definir como aquella producción que realiza un artista, que es el resultado de su creatividad e imaginación y que expresa, ya sea un concepto o una manifestación sentimental o emocional.  Y muchos podemos coincidir en que un tatuaje es un reflejo de la personalidad e individualidad de cada persona.0001

 

Sin embargo muy pocas veces se considera el trabajo del tatuador como una obra arte. Sus diseños son únicos, producto de la originalidad y creatividad del ser humano de igual manera que una pintura, o una escultura, pero esta vez, el lienzo es la piel de una persona.

NO TE PIERDAS

Es muy fácil tomar un dibujo de internet que nos agrada, o el diseño que tiene tatuado alguna celebridad, y pedirle a un tatuador que lo reproduzca en nuestra piel, sin tomar en cuenta que los maestros de la tinta son verdaderos artistas, y que si les comunicas tu idea original, podrían hacerte un diseño totalmente único.

12993456_995507887201092_1894473891305880709_nPor otro lado, se debería abogar más por los derechos del artista tatuador, y que éste pueda proteger sus diseños de alguna manera.

Los derechos de autor protegen las obras creativas, entonces, si la obra es original del tatuador, este tiene todos los permisos para reproducirla en la piel del cliente sin que se plantee problema alguno, tampoco hay problema si es obra original del artista tatuador, pero si el tatuador o cliente utilizan una obra cuyos derechos corresponden a un tercero, por ejemplo el personaje de una serie, deberán pedirle autorización previa al dueño, para realizar dicha reproducción de lo contrario se estaría incurriendo en un delito vulnerando los derechos de propiedad intelectual.

Esto es un tema que ha causado polémica, En 2011 el tatuador Victor Whitmill demandó a Warner por hacer uso del tatuaje que él le había hecho a Mike Tyson en la película The Hangover II.images

El artista argumentaba que infringieron sus derechos de autor al copiar exactamente el tatuaje que él había diseñado para el ex -boxeador. Un caso similar se dio con David Beckam y el artista Louis Molloy al utilizar el futbolista sus diseños en una campaña publicitaria. Ambos casos se arreglaron con acuerdos monetarios.

NO TE PIERDAS

Es por ello que va a ser mil veces más cool tatuarte un diseño original, una obra de arte creativa por la cual pagas y que además tiene colores y formas que correspondan únicamente a tu identidad y esencia, y al estilo creativo del tatuador.

13043687_995584167193464_4990372137823157358_n

NO OLVIDES COMPARTIR LA NOTA Y SEGUIRNOS EN   FACEBOOK Y TWITTER! 

1 Comentario

Dejar una respuesta